¿Qué es un escape room?

Los escape room son juegos que se han puesto muy de moda en los últimos años, creando centenares de salas en toda España y el resto de Europa. Es un concepto innovador, y que ha gustado a millones de jugadores.

Entras en una habitación, y la puerta se cierra detrás de ti. Se activa una cuenta atrás, y empieza la partida. Por delante, tienes una hora para descifrar los enigmas que esconde esa habitación, y lograr salir antes de que el tiempo que acabe.

Una nueva forma de jugar

Los escape room mezclan juegos en primera persona, lógica e ingenio. En la habitación, no solo basta con encontrar el código o la llave de la puerta; deberás resolver una serie de rompecabezas y enigmas que te llevarán a la solución para poder salir.

Salir no es tan fácil como parece

Dicho de esta forma, parece muy sencillo, ¿verdad? Créeme que no lo es. En muchas ocasiones, la habitación a la que entras es tan real, que a simple vista ni encuentras los acertijos. Y mucho menos las claves para comprenderlos, y resolverlos.

Deberás investigar cada rincón de la habitación, porqué los objetos cotidianos que allí se encuentran, pueden convertirse en llaves o ayudarte a resolver enigmas.

Malfíate de cualquier objeto común, y busca en cualquier parte algún indicio o algo que te ayude a resolver los enigmas: abre cajones, busca en libros, armarios, chaquetas… Cualquier lugar es idóneo para esconder una pista, y seguro que más de una vez os sorprendéis.

Es esto lo que hace tan divertidos y adictivos los escape room. En la gran mayoría de casos, utilizando la lógica y el sentido común, vas entendiendo los enigmas, y logras resolverlos. Y cuando lo haces, la sensación que te invade, es indescriptible.

Trabajo en equipo

Otro aspecto que hace interesante los escape room, es que el juego es más de un 80% trabajo en equipo. El mínimo de jugadores es 2, y el máximo entre 5 y 6, dependiendo de la sala.

Comunicarse entre los jugadores es vital para ir resolviendo y avanzar en el juego. Cada jugador es importante en el juego, y otro jugador puede encontrar algo que no has visto, o resolver un enigma en el que estás atascado.

El game master: tu único aliado en el exterior

Pero si llega un momento en el que todo se complica, y estáis atascados… No te preocupes. Hay una persona, llamada game master, que está pendiente de todo lo que hacéis en la sala, mediante cámaras de vigilancia, y que os puede dar alguna pista para que podáis avanzar. Tampoco te esperes a que te dé la solución. Las pistas, suelen ser más bien escuetas, y contadas de forma indirecta.

Una mecánica de juego simple, pero divertida

Los juegos de escape room empezaron de una forma muy sencilla, con el único tema de «escapar de una habitación cerrada», y ese era el único objetivo. Con el paso del tiempo, se han ido añadiendo más habitaciones a la habitación principal, para hacer el juego más interactivo y duradero, y se han creado temáticas e historias, ambientando las salas en máquinas del tiempo, laboratorios secretos, prisiones, o bancos.